Soberbio concierto de la Banda de Música de Ejea en el Auditorio de Zaragoza

www.ejeadigital.com

Sencillamente soberbio resultó el concierto benéfico que ofreció la Banda Municipal de Ejea el pasado 2 de marzo en la sala Mozart del Auditorio de Zaragoza. Los instrumentistas recibieron el apoyo incondicional de familiares y amigos que se desplazaron para asistir a un concierto que ha supuesto un esfuerzo superior a los músicos.

El dinero del concierto recaudado irá destinado al mantenimiento de los pisos de acogida que las asociaciones de donantes de Aragón poseen en Zaragoza. Con este concierto la Banda inicia los actos de celebración de su centenario -1913-1914-.

Los más de cien músicos, incluidos los profesores que dan clase a los componentes de la Banda, lo dieron todo en el escenario de la que es considerada la sala más importante de Europa. Los nuestros, dirigidos por Javier Comenge, emocionaron al auditorio con las Marchas de Procesión de la Semana Santa de Andalucía y los acompañamientos musicales que realizaron para el grupo Nostalgia andaluza que ofreció los temas “Pasan los Campanilleros”, “Callejuela de la O” y la “Salve Rociera”.

El público pidió dos bises al finalizar el concierto, pero se tuvo que conformar con uno. La ovación fue sonora. El concierto contó con la colaboración de la cantante sevillana Melu, que cantó “Lágrimas de vida” con el acompañamiento musical de la Banda. Se trata de un tema basado en un libro de una periodista que lo escribió a raíz de la muerte de un hijo de tan sólo 7 meses. Tres de sus órganos han dado vida a tres niños.

También actuó la cantante ejeana Sara Jiménez, solista del grupo Zarrakatralla Folk. El cantautor aragonés Joaquín Carbonell interpretó “Regresaré a la Casa” de J. A. Labordeta. Además intervino el Piquete de Honor de la Junta de Cofradías de la Semana Santa de Zaragoza.